Now Reading
Nuevo estudio examina las regulaciones para el regreso a las clases después de una conmoción cerebral

Nuevo estudio examina las regulaciones para el regreso a las clases después de una conmoción cerebral

Rate this post

La primera ley nacional, “Regreso al Juego” fue aprobada en el 2009 en el estado de Washington en repuesta a la lesión cerebral devastadora que sufrió un jugador de fútbol americano de 13 años de edad. Mientras que todos los 50 estados tienen leyes como ésta para abordar el regreso a los deportes después de una conmoción cerebral, un estudio en el número de diciembre de 2016 de Pediatrics reveló que pocos estados tienen la ley “Regreso a las Clases” para tratar el tema de cuándo deben los estudiantes que han sufrido una conmoción cerebral regresar a las clases.

El estudio: “Variaciones en las leyes de estado que gobiernan la reintegración a la escuela después de una conmoción cerebral”reveló que leyes sobre el regreso a las clases sólo están vigentes en 8 estados, y varían en su alcance, especificidad y demarcación de responsabilidades.

Casi la mitad de las leyes estaban restringidas a estudiantes atletas, excluyendo a estudiantes que sufrieron conmociones cerebrales por mecanismos no relacionados con los deportes (otras causas). Aunque las leyes de todos los ocho estados requieren establecer un protocolo para el regreso a las clases, solamente cuatro incluyen normas para el contenido del protocolo, y estas normas son con frecuencia poco claras, sin un mecanismo específico para determinar la eficacia de sus resultados. Ambos, Virginia y Massachusetts estipulan acuerdos tal y como se considere apropiado por el proveedor de salud del estudiante lesionado, por ejemplo, por ejemplo, lo que los autores llaman de poco criterio dado la variabilidad que existe sobre el conocimiento de las conmociones cerebrales entre los proveedores de salud primaria. Las leyes de Nebraska citan que un protocolo para el regreso a las clases tiene que “reconocer” la necesidad de establecer estipulaciones y normas para su monitoreo por parte del personal de la escuela, sin brindar detalles adicionales sobre cómo administrar estos procesos.

See Also

De todas las leyes de estado, de acuerdo con los investigadores de la Universidad de Washington, solamente Illinois especifica estándares basados en evidencia acordes con las directrices para la elaboración de un protocolo para el regreso a las clases y el aprendizaje. Ninguna ley brinda orientación sobre el control de los estudiantes con síntomas persistentes después de la conmoción cerebral o sobre los arreglos para el tiempo que están fuera de clases. Los investigadores concluyen que, aunque la conmoción cerebral se conoce como una lesión clínica compleja y pato psicológica con dimensiones emocionales, de conducta, cognitivas y físicas, este entendimiento no se ha traducido a la elaboración de directrices multifacéticas en los estados para el regreso a las escuelas y las actividades de aprendizaje de los jóvenes lesionados.

En un comentario pertinente adjunto, “Expandir las leyes sobre la conmoción cerebral no necesariamente para el regreso las clases después de la lesión “, Mark E. Halstead, MD, FAAP y sus colegas dijeron que, aunque una mayor concientización es uno de los beneficios inmediatos de una nueva legislación, el regreso al aprendizaje puede no ser suficiente. Ellos recomiendan pautas por parte de los departamentos de educación de cada estado con el fin de elaborar e implementar prácticas para regresar a las clases y el aprendizaje, ofreciendo oportunidades auténticas de capacitación para los educadores y asistencia para la creación de políticas y procedimientos para conectar con políticas vigentes para regresar al juego.

View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Copyright © 2014 - 2019 VIVEMICHIGAN | All rights reserved.

Scroll To Top